Un sacerdote en Japón

Hola Antonio, he encontrado hoy tu blog y lo estoy devorando…. es una buena labor. Me viene bien conocer una realidad eclesial que tengo cerca pero desconocida (aunque realmente creo que esta no es la palabra). Bueno, más adelante me gustaría hablar de esto, lo más problable a través del blog.
Ahora te escribía por un asuntito personal. Un hermano de mi comunidad se fue a trabajar el pasado verano a Japón y se está encontrando como el sacerdote del que hablas. Nos envia emails que son una delicia de testimonio, por cómo Dios le está cuidando su oración personal y sosteniendo su relación con Él, pero necesita mucho mucho encontrar algún católico más allí (si existe ;)) y también sacerdotes. Nos comentaba que iba a una misa que celebraba un filipino que sabía en español la liturgia de la Eucaristía, pero ni una palabra más. Bueno, eso: te agradecería si nos puedes dar algún contacto. Si te piden, te doy su email, creo que está en Osaka.

Ah por cierto, yo soy http://isladetera.blogspot.com y creo que uno de los numerarios que mencionas que están ahora en el seminario, es un amigo mío muy querido. El mundo es pequeñito, la Iglesia es una verdadera familia.

Un abrazo, Dios te bendiga!

Gracias por tu apoyo y tu blog. Hay un link en la columna derecha de esta página al Colegio Seido Mikawadai (Nagasaki; Japón). Puedes decirle que escriba allí. De todas formas, buscaré algo y te digo en cuanto lo tenga.

Un sacerdote en Japón
Vota esta noticia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *