Un año por delante

Se termina el año. Hoy nos hemos reunido toda la familia en casa de mi hermana para cenar y en esta espera de tomar las uvas, he decidido escribir unas líneas. Por supuesto que las tomaremos viendo las campanadas desde la Puerta del Sol, de Madrid. Hay tradiciones que no estamos, ninguno de nosotros a perder.
Desde este rincón del planeta, distrito de Vallecas, y escuchando unas "coplas" que me ha puesto una de mis sobrinas, quiero desear a todos un feliz e histórico año 2007. Hace poco leía de Santo Tomás de Aquino: "La caridad por la que amamos a Dios y al prójimo es una misma virtud, porque la razón de amar al prójimo es precisamente Dios, y amamos a Dios cuando amamos al prójimo con caridad".Que entre todos, seamos capaces de hacer el mundo un poquito mejor y para ello necesitamos comenzar por nosotros mismos, ¡somos nuestro primer prójimo!. Llenarnos por dentro para luego poder dar a los demás, porque nadie da lo que no tiene.

Siempre que finalizamos algo, un curso académico, un ejercicio contable, una temporada deportiva, nos toca hacer examen o balance. Se produce el momento de analizar, cómo tantas veces escuché, y preguntarse: ¿qué hice bien? ¿qué hice mal? ¿qué he podido hacer mejor?. Asumir con humildad, y con mucha esperanza, nuestros errores, pedir perdón (a Dios, a algún familiar nuestro, a un amigo … en definitiva casi me atrevo a decir que a nuestra alma) y proponernos dar un salto de calidad para este nuevo año, con decisión y firmeza. Seguros de que tenemos la verdad de nuestro de lado.

Quiero acabar con un punto de Forja, de san Josemaría Escrivá, Fundador del Opus Dei, que para mí resume un poco qué puedo preguntarme al término de cada día. Es el punto 511 y dice: "¿Minucias y nimiedades a las que nada debo, de las que nada espero, ocupan mi atención más que mi Dios? ¿Con quién estoy, cuando no estoy con Dios?". La última pregunta retumba dentro de mí cada vez que la leo. Queda casi un cuarto de hora y me reclaman.
¡¡¡Feliz 2007!!!.
Un año por delante
Vota esta noticia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *