Soy del Opus Dei y tengo mi propia empresa: ¿es verdad esto? ¿Cómo se puede hacer? ¿Y en el caso de

Por supuesto que una persona puede tener una empresa. Como todo el mundo buscan trabajo enviando cartas, contestando ofertas, entre familiares y amigos y si pueden y les apetece se montan su propia empresa.

También pueden tener una empresa por herencia, o la crean resolviendo los mismos problemas que los demás: pedir créditos comerciales, préstamos familiares, buscar inversores, socios, etc. Siempre sin contar con la ayuda de los demás fieles del Opus Dei, ya que no formamos ningún club, ni las personas del Opus Dei dedican al favoritismo. Cada uno trabaja en lo que quiera o pueda, según su capacidad, y nunca permitiría que otra persona del Opus Dei se entrometiese en sus asuntos profesionales. Por tanto, desde el punto de vista profesional, cada uno se lo monta como puede. Y cuando uno tiene una empresa personal, se aplica el mismo criterio. Se está dentro del juego del mercado y cada uno hace lo que mejor estima para sobrevivir, y para rentabilizar al máximo su negocio.

En el caso de los Numerarios, cuando tienen una empresa personal, se asignan un sueldo acorde al negocio que tengan y esa es la cantidad de dinero que entregan a la Obra (una vez deducidos sus gastos personales, etc.). Con el resto del dinero hacen lo que quieran: constituyen reservas, invierten en nuevos productos, etc.

Vota esta noticia