Reflexiones de un supernumerario de Guatemala

Estimado Antonio:
Buen día. Me encanta tu página y la hemos compartido con varios hermanos. Gracias por el tiempo que le dedicas a este bellísimo apostolado. Te escribo después de una serie de reflexiones, ya sabes, la soberbia no es buena consejera. Te adjunto un par de documentos que he escrito y que he compartido con los mas cercanos. Lo que ha hecho Dios en nuestras vidas no se puede callar, por ello me atrevo a compartirlos.
 
Un fuerte abrazo y saludos!!!!!!!
 
Atentamente,

 


Ya los he publicado en:

 

El huracán interior

El verdadero encuentro

Me han gustado. Muchas gracias.

Ya sabes que, si te animas, puedes seguir mandando artículos de este estilo. 

Antonio. 

Relacionados:

Tengo dudas sobre la vocación de supernumerario 

 

Reflexiones de un supernumerario de Guatemala
Vota esta noticia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *