Me equivoqué con el latín

Te felicito por tu blog, Antonio. Tiene un gran mérito. Además haces algo que mucha gente no seríamos capaces de hacer: publicas críticas duras, insultantes, injustas y falsas y respondes con paciencia y mucho amor al prójimo, es decir, con caridad.
A otra cosa. Hace días alguien preguntaba por el significado de la palabra latina “religio” (Significado de religo) y tu respuesta, con todo mi respeto, no era correcta. No soy experto en latín aunque me encantó estudiarlo dos años en el antiguo bachillerato (y yo era de Ciencias). He buscado en el Diccionario latino-español etimológico de D. Raimundo de Miguel y el marqués de Morante, 6ª edición, Madrid 1881, una auténtica joya heredada de mi abuelo y de mi padre y he encontrado:
Religio, religionis: Religión, culto que se tributa a la divinidad;   Ley, regla, precepto de este mismo culto;   Devoción, piedad.
Religo, religas, religare: Atar, amarrar, sujetar.
Religatus: Atado, amarrado, sujetado.
Religatio, religationis: Acción de ligar.
Es decir, la religión nos liga, nos ata, nos amarra, nos sujeta a Dios Nuestro Señor. ¡Qué bonito! ¡Ojalá seamos personas religiosas!
Un saludo afectuoso y agradecido.


Gracias por la corrección. Me equivoqué el otro día.

Gracias a personas como tú es posible que salga adelante esta web.

Un saludo.

Antonio. 

Vota esta noticia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *