El Papa nos habla.

El Papa nos habla de amor: "… El amor es posible y la finalidad de este mi mensaje es el de contribuir a revivir en cada uno de vosotros, que sois el futuro y la esperanza de la humanidad, la fe en el amor verdadero, fiel y fuerte; un amor que genera paz y alegría; un amor que une a las personas, haciéndolas sentirse libres en el mutuo respeto. Dejad ahora que recorra junto a vosotros un itinerario, en tres momentos, hacia el “descubrimiento” del amor". Tendremos paz si luchamos en las batallas que sugieren nuestras ganas por ser mejor, por ese deseo de ser santos, por no conformarnos con la mediocridad.
Habla de noviazgo, de ser testigos del amor de Cristo, de la Eucaristía como la gran escuela del amor y de como "… en verdad, gracias a la fe y a la entrega apostólica de testigos como Priscila y Áquila, el cristianismo ha llegado hasta nosotros". La pregunta sería si nosotros también manifestamos con obras esa entrega apostólica, si tenemos preocupación verdadera por las necesidades materiales y espirituales de los que nos rodean. Podemos estar hablando de amor insistentemente y que lo plasmemos en sonreir (esto es mucho en ocasiones), pero lo mejor que podemos hacer por los nuestros es acercarles a Dios y si ponen reparos o esperas a ese acercamiento pues llevemos a Dios a la busca de esas personas, mediante la oración, rezando por ellos y charlando con el Señor de qué necesita cada uno de nuestra familia o cada uno de nuestros amigos. Que no nos resulte indiferente el paso de los demás por nuestra jornada diaria.

El Papa nos habla.
Vota esta noticia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *